Petit llegó al Teatre Principal de Palma para realizar un recorrido por su discografía acompañado en el escenario de buenos amigos y lo mejor de la escena isleña. Así, las canciones fruto de las inquietudes musicales y poéticas de Joan Ernest Castells con influencias de la música británica y las de raíz americana se fusionaron con su particular visión del mundo. Sus canciones fueron vinculadas desde sus principios a las de bandas como American Music Club, Bon Iver o Eef Barzelay; y sus letras a las de un Tom Waits abstinente o a un Charles Bukowski del siglo XXI.

Seis discos y 15 años después, habiendo actuado en toda España y representado a las Islas Baleares y Cataluña en festivales de Canadá y Portugal, y siendo ampliamente alabado por la crítica especializada, la propuesta musical de Petit nos invita a un viaje muy personal a la epidermis de las emociones que nos habitan, con músicas que bailan entre el folk, el R’ B, la americana, la banda sonora o la bossanova más jazzistica.

Y tú, ¿Qué opinas?