El restaurante Oliu de Joan Porcel, celebra su séptimo aniversario con una fiesta en el que la fiesta menorquina de Sant Joan fue la protagonista

El lunes, Joan Porcel, celebró tres cosas, el séptimo aniversario de su restaurante Oliu en Andratx, su onomástica  y la fiesta de Sant Joan, que al no celebrarse en Menorca, se traslado a su finca en pequeña escala gracias a la Asociación de Caballistas de Andratx.

La finca de 4000 m2 dio cabida a un centenar de amigos y familiares, quienes pudieron disfrutar de una tarde al pie del huerto y la granja ecológicos, que dan sabor a los platos del restaurante Oliu. Con una bienvenida a base de la tradicional pomada, gin con limonada, bien fría ponía nada podía salir mal.

Cada uno con su vaso de cartón personalizado, mascarilla y gel desinfectante, que es la nueva brillantina en toda fiesta que se precie, los invitados iban accediendo por la escarpada cuesta. Mesas bajo los arboles, una suministraba bebidas y otra la cena elaborada y servida por el restaurante Oliu, al fondo la cuadra donde Joan cria caballos de raza menorquina. Sobre la explanada habilitada, unas alpacas de paja hacían de bancos para poder contemplar el espectáculo ecuestre de la mano de la Asociación de Caballistas de Andratx, música y Jaleo menorquín donde participo el propio Joan.

Mucha de la sociedad mallorquina más joven y guapa se juntaron después de mucho tiempo, José Llado, Tomeu Amengual, Carlos Díaz y Clemente Ramírez o los Andrixoles Paula Alemany, Antònia Pujol, María Antonia Porcel, Alvaro Reolid y Ana María Sánchez también acudieron el pastelero Lluís Pérez o el actor Joan Carles Bestard, o nuestros amigos Tommy Ferragut, Contança y Fernanda Company y Toni Alcalá

Y tú, ¿Qué opinas?