Día de Todos los Santos en el cementerio de Andratx

Escobas, recogedores, cubos de agua se distribuyen a lo largo del campo santo, los andrixoles poco a poco se acercan en sus coches y cargados de coloridas flores visitan las tumbas de sus familiares.

Algunos vienen solos, recogen agua y limpian la lapida de su marido, hermano, mujer o hijo. Les hablan y cuentan las novedades anuales, “Tomeu y Clara ha tenido un hijo”, “Tolo se rompió un bracito montando en bicicleta” , “Los vecinos se han separado”.

El día 1 de Noviembre puede ser el dia más hermoso para un cementerio, las flores decoran las tumbas, nichos y panteones. Numeroso publico pasea entre los pasillos buscando a sus difuntos, corta los tallos de los ramos de flores para dejar la tumba bonita y paradójicamente llena de vida. “Mira el tío Paco está por ahí”  comenta una mujer a su nieto. 

Esta fiesta tiene su origen a mediados del siglo IX cuando el papa Gregorio IV decidió extender la celebración del 1 de noviembre a toda la Iglesia católica conmemorando a todos aquellos difuntos, que aun habiendo superado el purgatorio, se habían santificado plenamente consiguiendo la vida eterna en presencia de Dios.

Y tú, ¿Qué opinas?

Artículo anterior

«Tras el objetivo… mi mirada» exposición en el ayuntamiento de Andratx

Siguiente artículo

El Supremo avala la decisión de Andratx de prohibir el uso de máquinas picadoras de construcción durante julio y agosto

Lo último