© La Siesta Press / J. Fernández Ortega
/

Can Bordoy se transforma en la ciudad ficticia de West Egg por una noche

Muchos son los que, cansados del largo invierno, gustan de celebrar la tan ansiada llegada de la primavera por todo lo alto. Y para ello nada mejor que elegir un paisaje natural lleno de vegetación como el jardín privado de Can Bordoy Grand House & Garden.

Este mágico enclave fue testigo y protagonista de la fiesta que el icónico establecimiento mallorquín de 5 estrellas, construido sobre una vivienda del Siglo XVI, organizó el pasado viernes. Además de festejar el equinoccio, el evento sirvió para que los que no pudieron asistir a su sofisticada fiesta de Nochevieja, hubieran una segunda oportunidad para hacerlo.

La temática de la gala elegida fue un homenaje a los años 20 y a la figura del Great Gatsby, una época que encaja perfectamente con el ambiente cinematográfico del exquisito diseño de esta singular morada.

Can Bordoy 51
© La Siesta Press / J. Fernández Ortega

Así, hasta pasada la medianoche, los invitados pudieron gozar de un sofisticado programa con actuaciones musicales, baile y burlesque; de una exquisita cena cóctel con creaciones del chef del restaurante Botànic, Andrés Benítez y de un elegante ambiente repleto de guiños al Great Gatsby.

Unos 200 invitados acudieron a la cita entre los que destacaban por elegancia y simpatía  Daiane Souza, el actor, presentador y empresario Miguel Such junto a Maria Ospina o el matrimonio formado por Iva and Nick Tull. Se encontraban como pez en el agua el grupo de amigos formado porJaime Oliver, Eva Quintana, Paloma Hernaiz, Tomas Miró y Boris quienes disfrutaron de una noche mágica e inolvidable.

Galería de fotos

Can Bordoy
© La Siesta Press / J. Fernández Ortega

 

Y tú, ¿Qué opinas?

Artículo anterior

Aubergin abren tienda en Palma

Siguiente artículo

Campos se abre al lujo de la mano de Sa Creu Nova

Lo último

×