El cantante mallorquín Bruno Sotos actuó ayer en el emblemático Hard Rock Café Mallorca en beneficio de Sonrisa Médica. Sotos interpretó canciones de su nuevo disco, Lo que habita en mí, que presentó hace unos meses en Andratx.

La intención de esta unión fue recaudar fondos para la fundación y poder ayudar a los niños y niñas que están hospitalizados. La falta de eventos por causa del Covid-19 hace que los pocos actos benéficos sean bienvenidos.
De cada entrada, Hard Rock Cafe Mallorca destinó 5 euros a Sonrisa Médica. Para asistir al concierto fue imprescindible reservar ya que el aforo es limitado.

Directiva, integrantes y fundadores de sonrisa medica pudieron disfrutar de un concierto intimista en el que el cantante Andrixol mostró todo su talento.

Y tú, ¿Qué opinas?

DEJA UNA RESPUESTA

Por favor ingrese su comentario!
Por favor ingrese su nombre aquí