Así son las discotecas a las que van los mallorquines cuando visitan la península

/

Son numerosos los motivos que llevan a los mallorquines a ir a la Península. Uno de ellos se resume en visitar a familiares que residen en ciudades como Madrid y Barcelona, de las cuales precisamente hablaremos a continuación. Y es que en la capital de España y la de Cataluña hay algunas de las mejores discotecas a nivel nacional.

Así pues, llega el momento de hablar de otro de los factores que se traducen en que los ciudadanos de Mallorca viajen al territorio peninsular: disfrutar de las numerosas alternativas de ocio diurno y nocturno que hay. Es innegable que en nuestra isla también existen multitud de locales ideales para pasárselo en grande. Sin embargo, un cambio de aires siempre es bien recibido, sobre todo en lo referente al apasionante mundo de las discotecas.

Hoy hablaremos de ellas. En concreto, describiremos cómo son aquellas discotecas que más suelen gustar a los mallorquines.

Muy bien ubicadas

En primer lugar toca mencionar la Ciudad Condal. Y es que en Barcelona hay varias discotecas que tienen una característica que los ciudadanos de Mallorca consideran muy importante: estar bien ubicadas. Así lo demuestran las Discotecas Calle Tuset.

Concretamente en esta calle hay tres de ellas muy recomendables, las cuales son conocidas como Bling Bling, La Biblio y Sutton. En ambos casos la localización es inmejorable, ya que puede llegarse bien en transporte público.

Ambiente exclusivo

Seguimos hablando de las discotecas de la península para sacar a colación ahora una característica compartida solo por algunas de ellas. Nos referimos a la exclusividad.

En Mallorca también se emplazan diversas discotecas exclusivas. Sin embargo, la lista no es muy numerosa, debiendo decir todo lo contrario de zonas como Barcelona y Madrid.

Ahora que hemos mencionado la capital española toca profundizar en ella. Y es que en las Discotecas Top de Madrid hay un ambiente exlusivo que gusta mucho a la gran mayoría de mallorquines que son amantes del ocio nocturno, así como de las fiestas en general.

El nivel de exclusividad llega hasta el punto de ser bastante habitual ver a famosos en estas instalaciones. De nuevo hay que establecer una comparación con las discotecas mallorquinas. En este sentido ambas son muy similares, ya que en los locales de ocio nocturno y de fiestas que se encuentran en nuestra isla también es frecuente dar con celebridades.

Pero, ¿a qué tipo de famosos nos referimos? Básicamente a personas que, por unos u otros motivos, son muy conocidas a nivel nacional e internacional, desde futbolistas y cantantes hasta las cabezas visibles de grandes compañías, influencers y un larguísimo etcétera.

Precios de las entradas acordes a la gran calidad de la experiencia obtenida

La relación calidad-precio es uno de los aspectos en los que más se fijan los usuarios hoy en día. No solo es tenida en cuenta al comprar productos, sino también al contratar servicios y acudir a ciertas instalaciones como las discotecas.

Los mallorquines, antes de hacer acto de presencia en una discoteca, no dudan en consultar el precio entrada. Es entonces cuando se muestran sorprendidos, ya que los precios en las Baleares acostumbran a ser bastante elevados. Esto no significa que los de Barcelona y Madrid sean asequibles, pero en muchos casos es habitual dar con precios más reducidos en comparación con los de Mallorca.

Atrás quedan los tiempos en los que ir a un club exclusivo de la península era prohibitivo. Hoy en día, debido en gran parte al alto nivel de competencia que hay, es fácil conseguir entrada discotecas por un precio más que razonable.

Posibilidad de vivir experiencias VIP que son inolvidables

Otra característica compartida por las discotecas que visitan los mallorquines cuando viajan a la Península Ibérica es la de permitir a los asistentes vivir una experiencia VIP que es difícil de olvidar.

Para poder gozar de una noche difícil de describir es imprescindible realizar previamente una reserva mesa VIP. Solo así existe la posibilidad de acceder a una de las listas VIP que tienen algunas de las discotecas más populares del país.

Es innegable que el precio entrada se multiplica en caso de querer vivir esta experiencia. Sin embargo, lo cierto es que merece la pena disfrutar de ella como mínimo una vez en la vida. Y es que poco tiene que ver el ambiente que hay en la pista con el que se respira en las mesas VIP, desde las cuales precisamente se divisan las pistas de baile.
Conviene destacar el hecho de que el trato es inmejorable desde el momento en que se tramita la reserva hasta que se abandonan las instalaciones. Todos los profesionales de las discotecas están a disposición de quienes forman parte de sus mesas VIP, permaneciendo atentos y serviciales. Es precisamente este trato, el ambiente y la buena música lo que llama tanto la atención de los mallorquines.

Y tú, ¿Qué opinas?

Artículo anterior

Deixalles colabora con 80 hoteles de Baleares para restaurar y dar un segundo uso al mobiliario

Siguiente artículo

Disfrutar hasta el último céntimo de tu premio de lotería es posible gracias a Laguinda

Lo último