Aliviar la acidez y el reflujo durante el embarazo con soluciones naturales y de farmacia

El embarazo es una etapa maravillosa en la vida de una mujer, pero también puede traer consigo algunos desafíos, como la acidez y el reflujo. Estas molestias digestivas son tan comunes como incomodas durante la gestación, pero, afortunadamente, existen formas efectivas de aliviar los síntomas.

Relación de la acidez y el reflujo gástrico con el embarazo

Experimentar problemas de acidez y reflujo gástrico en el embarazo se debe a los cambios hormonales y físicos que ocurren durante esta etapa.

Puesto que los niveles de progesterona aumentan, se relaja el esfínter esofágico inferior, produciendo que el contenido del estómago regrese al esófago. Además, como el útero aumenta de tamaño, ejerce presión sobre el estómago, empujando el contenido gástrico hacia arriba. El resultado es que los ácidos estomacales irritan el revestimiento del esófago, causando ardor y acidez.

Síntomas de la acidez y el reflujo 

Los síntomas de la acidez y el reflujo gástrico en embarazadas se presentan con más frecuencia en el segundo y tercer trimestre. La mujer puede experimentar:

  • Sensación de quemazón en el pecho o la garganta.
  • El contenido ácido del estómago regresa a la boca.
  • Dificultad para tragar.
  • Dolor de pecho.
  • Tos o ronquera.
  • Náuseas y vómitos.

Tratamientos de farmacia para aliviar la acidez y el reflujo

Por lo general, para estos síntomas se recetan pastillas reflujo farmacia4estaciones, antiácidos, inhibidores de la bomba de protones, antagonistas de los receptores H2. Estos medicamentos ayudan a neutralizar el ácido estomacal y aliviar los síntomas a corto plazo. En el caso de los Inhibidores de la bomba de protones, reducen la producción de ácido estomacal a largo plazo.

Es fundamental que consultes con el médico antes de tomar cualquier medicamento durante el embarazo, puesto que algunos pueden tener efectos secundarios o interacciones con otros fármacos.

¿Cómo aliviar la acidez y el reflujo con tratamientos naturales?

Antes de recurrir a medicamentos, es recomendable probar algunas soluciones naturales que pueden ayudar a aliviar los síntomas. 

  • Evitar comidas grasas, picantes, cítricos y bebidas carbonatadas.
  • Comer porciones más pequeñas y más frecuentes.
  • Beber agua entre las comidas y no durante las mismas.
  • Evitar acostarse inmediatamente después de comer.
  • Mantener una postura erguida durante y después de las comidas.
  • Realizar ejercicios suaves para a aliviar la presión abdominal.
  • Beber leche de magnesia para neutralizar los ácidos estomacales.
  • Tomar infusiones de menta o jengibre, u otras con propiedades antiinflamatorias y calmantes.
  • Masticar goma de mascar sin azúcar.

¿Cómo prevenir la acidez y el reflujo?

Además de los tratamientos a corto plazo, también se deben adoptar medidas a largo plazo para prevenir y manejar la acidez y el reflujo durante el embarazo:

  • Seguir una dieta equilibrada, hacer ejercicio regular y mantener un peso adecuado.
  • Identificar y evitar los alimentos desencadenantes.
  • Mantener un seguimiento médico durante todo el embarazo para monitorear los síntomas y ajustar el tratamiento si es necesario.

¿Cuándo buscar atención médica? 

Si los síntomas de acidez y reflujo son persistentes o no mejoran, tienes que buscar atención médica, especialmente si se presentan estas señales:

  • Dificultad para tragar o dolor al tragar.
  • Pérdida de peso no intencional.
  • Vómitos frecuentes o violentos.
  • Sangrado o dolor en el esófago
  • Síntomas que interfieren con el sueño o las actividades diarias.

El médico se encargará de evaluar los síntomas, descartar complicaciones y recomendar el tratamiento adecuado.

Y tú, ¿Qué opinas?

Artículo anterior

Bienestar en Mallorca: Resu Ragel da inicio a la temporada de relajación en Silentia SPA

Siguiente artículo

Día Mundial Sin Tabaco 2024: Protegiendo a la Infancia del Acecho de la Industria Tabacalera

Lo último

×